01 mayo 2006

Hola Moore

Sullivan/Casamiento del Negro Germán
¿Fue cuando sonó Audiobullys? ¿O cuando Erasure bendijo a los novios? ¿O cuando al unísono resultaron descorchadas las botellas de champán? En algún momento se pudrió todo, la ceremonia del casamiento se salió de madre, las nupcias dispararon instintos primarios, Richard Coleman danzó al ritmo de Miranda!, Antonio Birabent fue pasto de la anécdota, Sullivan confirmó que "She loves you" y el salón se cocinó en el horno allá donde se vamo a encontrar. Hubo celebridades que se cayeron desde la altura de las circunstancias. Hubo voces que gritaron "esta noche, todos somos Juan Carlos". Y hubo, permanentemente, ese sabor agridulce de los acontecimientos que se perfilan como inolvidables. Los momentos que mientras son vividos ya moldean la manera en que serán recordados. Las fotografías que serán caricaturas cuando los umbrales de la conciencia se vuelvan a levantar.

1 comentario:

Cloe dijo...

"She loves you", claro que sí. Ése fue el momento. Tu amigo insiste en leer esta prosa post-nupcial como si de San Aldous (Huxley) se tratase. Vos leés lo de Juan Carlos como si él sintiera el estremecimiento que todavía recorre el espinazo de los que aún no han dibujado esa caricatura (quizá tampoco lo hagan mañana). Hay umbrales y umbrales de la crispada percepción, monsieur. She loves you.

¿Chat?

Lejos de la cercanía

Lejos de la cercanía
“Cuando vivís es extraño todo lo que sucede”, dice el amigo Martín Toledo en su novela “Proximidad”. Martín, el que cayó aquella noche de 2004 desde el escenario de Casa Babylon. El que regresó a la superficie con los puños llenos de literatura. Llanto de Mudo fue la editorial que recogió esa furia y la convirtió en un libro. Más de 160 páginas en las que se cronica un fracaso tras otro. Porque, ya lo señala el propio autor, “cuando se quiere ser feliz comienzan las equivocaciones”. Y allá vamos entonces, cayéndonos y levantándonos, durmiéndonos y despertándonos. Cada vez más lejos y cada vez más cerca de la felicidad.

EL FANZINE

EL FANZINE